Carl Gustav Jung

Carl Gustav Jung biografía. Carl Gustav Jung nació el 26 de julio de 1875 en un pueblo de Suiza llamado Kesswil. Cuando apenas tenía 4 años de edad su familia se trasladó a Kleinhüningen, Brasilea; lugar donde vivió hasta el año 1896. 

La familia de Jung era de ascendencia alemana, muy culta, prestigiosa y religiosa. Su padre Johan Paul, había abandonado sus estudios para asumir el cargo de pastor en una iglesia luterana de la localidad. Sin embargo, a la edad de 57 años falleció, dejando a Jung con su madre y hermana menor. 

Jung anhelaba estudiar arqueología, pero luego de la muerte de su padre su familia quedó en una situación de pobreza que le impedía pagar los estudios. Finalmente, decidió estudiar medicina en la Universidad de Basilea.

Infancia y personalidad de Carl Jung

Desde muy pequeño Jung fue tímido y solitario; prefería jugar al aire libre con los elementos de la naturaleza, que relacionarse con sus hermanos u otros niños de su edad. Sin embargo, este rasgo de su personalidad permitió que desarrollara una increíble imaginación.

La creatividad mental de Jung, posteriormente comenzaría a manifestarse en forma de símbolos y asociaciones; las cuales le permitieron experimentar intensos sueños vividos. Fue así como a la edad de 4 años Jung tuvo un sueño que marcaría su vida, el cual pudo interpretar mucho tiempo después con sus conocimientos de psicoanálisis. 

Esta y muchas otras experiencias oníricas, despertaron el interés de Jung respecto a las cosas ocultas y el misterio. Adicionalmente, su vida estaba muy influenciada por la doctrina luterana, desarrollando una sensibilidad particular por el mundo espiritual. 

Estudios y vida profesional de Carl Jung

Mientras estudiaba medicina en la universidad de Basilea, la lectura se convirtió en un pasatiempo importante en la vida de este personaje. A finales de su carrera, comenzó la redacción de una tesis que determinaría su éxito en el mundo de la psicología y psiquiatría, denominada “Acerca de la psicología y patología de los llamados fenómenos ocultos”.

La presentación de este texto permitió la llegada de dos propuestas a la vida de Jung: una que lo iniciaría en la medicina interna y otra que estaba asociada a la psiquiatría. Sin embargo, luego de que Jung leyera por “casualidad” el manual del psiquiatra Richard von Krafft-Ebing, descubrió que la psicología era su pasión. 

Fue así como Jung decidió unirse a la clínica psiquiátrica de Burghölzli, para trabajar de ayudante e iniciar su preparación en este interesante mundo. Su destacado rendimiento en esta área, lo convertiría en profesor de psiquiatría hacia el año 1905. 

Encuentro de Carl Jung con Sigmund Freud

A pesar de que Jung intentaba regir su labor de acuerdo a los fundamentos de la psicología tradicional, no estaba de acuerdo con muchas de sus teorías, principalmente aquellas que hablaban de las enfermedades mentales; área que ocupaba en ese entonces en la institución. 

Simultáneamente los trabajos y opiniones de Sigmund Freud comenzaban a extenderse entre la comunidad médica; Jung coincidía con las ideas de este neurólogo y pronto se convirtió en su admirador. 

En 1907 en Viena, tuvo lugar el encuentro de estos dos personajes; la conversación de 13 horas en esta oportunidad, pudo demostrar la fuerte conexión que existía entre ellos. Desde entonces Jung fue el aprendiz de Freud, un acontecimiento que le otorgó muchos conocimientos y oportunidades para el desarrollo de sus teorías futuras. 

Frases

Carl Jung dedicó gran parte de su vida al estudio de la mente humana y su relación con la espiritualidad. Sus aportes y teorías son una muestra clara de los profundos pensamientos que existían en su mente, su capacidad de interpretación y la inagotable pasión que presentaba por el descubrimiento. 

Más allá de sus numerosas obras, inauguraciones de instituciones y aportes en la psiquiatría; Jung dejó a la humanidad diversas frases que inspiran reflexión y autoconocimiento. 

A continuación, presentamos una lista de las frases más relevantes durante la trayectoria de este importante psiquiatra: 

  1. “El encuentro de dos personas es como el contacto de dos sustancias químicas: si hay alguna reacción, ambas se transforman”.

Luego de que dos personas interaccionan, los pensamientos de ambas pueden inducir un cambio positivo o negativo en el otro; independientemente de que estas ideas sean similares o no. 

  1. “El inconsciente puede reservar mensajes esenciales para los oídos que sepan ponerse a la escucha”.

Esta frase revela la importancia de nuestro autoconocimiento. Aquellas personas que se dediquen a inspeccionar más allá de su estado de conciencia, podrán detectar elementos ocultos en su mente, dominarlos y promover su desarrollo personal o espiritual. 

  1. “Yo no soy lo que me sucedió. Yo soy lo que elegí ser”

Una lección de vida que quizás hemos escuchado en alguna oportunidad, pero con otras palabras. Básicamente se refiere a nuestra capacidad para elegir un camino correcto, sin importar lo tortuoso que pudo ser nuestro pasado o las dificultades que presentamos en la actualidad. 

  1. “Nadie, siempre y cuando se mueva entre las corrientes caóticas de la vida, esta sin problemas”

Esta frase nos sirve para recordar que nadie esta excepto de las dificultades, a pesar de que a nuestros ojos, algunas personas parezcan no tenerlas. 

  1. “Conozca todas las teorías. Domine todas las técnicas, pero al tocar un alma humana sea apenas otra alma humana”.

Esta frase debería acompañarnos cada día, principalmente en nuestro ámbito laboral. Hace alusión a la empatía que debemos expresar hacia la humanidad, sin importar la cantidad de conocimientos y habilidades que poseamos. 

Obras / Bibliografía / Libros 

Obra completa 

  • Volumen 1: Estudios psiquiátricos 
  • Volumen 2: Investigaciones experimentales
  • Volumen 3: Psicogénesis de las enfermedades mentales
  • Volumen 4: Freud y el psicoanálisis 
  • Volumen 5: Símbolos de transformación 
  • Volumen 6: Tipos de psicólogos 
  • Volumen 7: Dos escritos sobre psicología analítica 
  • Volumen 8: La dinámica de lo inconsciente
  • Volumen 9 Parte I: Los arquetipos y lo inconsciente colectivo 
  • Volumen 9 Parte II: Aion. Contribuciones al simbolismo de si-mismo 
  • Volumen 10: Civilización en transición 
  • Volumen 11: Acerca de la psicología de la religión occidental y de la religión oriental 
  • Volumen 12: Psicología y alquimia 
  • Volumen 13: Estudios sobre representaciones alquímicas 
  • Volumen 14: Mysterium coniunctionis: investigación sobre la separación y la unión de los opuestos anímicos en la alquimia
  • Volumen 15: Sobre el fenómeno del espíritu en el arte y en la ciencia
  • Volumen 16: La práctica de la psicoterapia: contribuciones al problema de la psicoterapia y a la psicología de la transferencia
  • Volumen 17: Sobre el desarrollo de la personalidad
  • Volumen 18 Parte I: La vida simbólica 
  • Volumen 18 Parte II: La vida simbólica 
  • Volumen 19: Índices generales de la obra completa

Seminarios 

  • Conferencias en el Club Zofingia ([1896-1899] 1983) 
  • Análisis de sueños ([1928-1930] 1984) 
  • Sueños infantiles ([1936-1941] 1987) 
  • Sobre el Zaratustra de Nietzsche ([1934-39] 1988) 
  • Psicología Analítica ([1925] 1989) 
  • La psicología del yoga kundalini ([1932] 1996) Visiones ([1930-1934] 1998

Autobiografía

  • Recuerdos, sueños, pensamientos (1961)

Epistolario 

  • Cartas I [1906-1945] (1972) 
  • Cartas II [1946-1955] (1972) 
  • Cartas III [1956-1961] (1973) 
  • Correspondencia Freud/Jung (1974)

Entrevistas

  • Encuentros con C. G. Jung (1975) 

Aportaciones

  1. Estructura de la psique humana 

En años anteriores era muy común que la psique fuera asociada con el alma de los humanos; sin embargo, los estudios y aportes de Jung pudieron demostrar que esto no era cierto, sino más bien que se trataba de procesos mentales.

A su vez, Jung pudo definir qué la psique era una estructura conformada por los siguientes elementos: 

  • La conciencia
  • El inconsciente individual 
  • El inconsciente colectivo
  1. Tipos de personalidades

La teoría de Jung respecto a la personalidad humana, le permitió realizar una clasificación de acuerdo al carácter (introvertido o extrovertido) y las funciones psicológicas que predominaran en las personas: 

  • Reflexivo extravertido
  • Reflexivo introvertido
  • Sentimental extravertido
  • Sentimental introvertido 
  • Perceptivo extravertido
  • Perceptivo introvertido
  • Intuitivo extravertido
  • Intuitivo introvertido
  1. Arquetipos 

Fue el nombre que Jung le designó a aquellos patrones o símbolos que podían definir el comportamiento de una persona, originados por el inconsciente colectivo. 

Sincronicidad

Todos en algún momento de nuestra vida hemos sido testigos de coincidencias; acontecimientos asombrosos que comúnmente son asociados con señales del Universo o el destino. Para Carl Jung, un aficionado de los fenómenos inexplicables, este tema le resultó interesante y decidió analizarlo a mayor profundidad. 

En el año 1952 Carl Jung y el físico teórico Wolfgang Pauli, introducen por primera vez la palabra “Sincronicidad” en el libro “Sincronicidad como principio de conexiones acausales”. Este término define a las coincidencias como sucesos que están vinculados por alguna razón, pero ninguno es responsable de la causa del otro. 

Esta teoría de Jung establece que estos acontecimientos son más probables durante períodos de transformación de las personas, ya que el estado de ánimo o energía que poseen en ese momento, las obliga a reconocer ciertos patrones similares en las circunstancias de su día a día.    

Carl Gustav Jung sincronía
Carl Gustav Jung sincronía

Inconsciente colectivo

Este descubrimiento fue posible gracias a las investigaciones de Jung en cuanto a los sueños y alucinaciones de sus pacientes. En varias ocasiones las imágenes descritas por estas personas, no guardaban relación con su experiencia personal; además, eran similares o poseían elementos comunes de sucesos mitológicos o religiosos del pasado. 

Jung determinó que este fenómeno era causado por un “Inconsciente colectivo”, el cual describió como una fuente universal de símbolos y patrones que podían manifestarse de manera aleatoria en las personas. Todos los miembros de la misma especie, en este caso los humanos, comparten esta estructura y su contenido está relacionado con el pasado de la humanidad.

Arquetipos

Los arquetipos derivan del inconsciente colectivo; por lo tanto, ambas teorías de Carl Jung deben ser estudiadas en conjunto. Estos componentes que forman parte de la memoria colectiva, pueden ser representados a través de la cultura, el arte, las religiones o los mitos y pueden inducir un determinado comportamiento en las personas expuestos a ellos. 

Los arquetipos también pueden ser vistos como elementos que permanecen latentes en nuestra psiquis, con el objetivo de mantener vigente el legado de nuestros antepasados y el impacto que tuvieron ciertos acontecimientos en la historia. Sin embargo, personas que no sean conscientes de esta información pasarían desapercibidas estas señales. 

¿De qué manera pueden ser percibidos los arquetipos? 

  • Eventos: la forma en que ocurre el nacimiento de una persona o su muerte.
  • Personas: la relación con nuestras figuras paternas o sus personalidades, pueden ser la manifestación de un arquetipo. De igual forma, una persona se puede identificar bajo el arquetipo de héroe o sabio. 
  • Acontecimientos históricos: el apocalipsis o la creación del universo. Soñar con estos sucesos puede indicar la expresión de nuestra memoria colectiva.  

Astrología / Horóscopo 

Carl Jung fue uno de los primeros psicólogos en vincular esta rama de la medicina con la astrología y los diversos elementos que la conforman. ¿De qué manera podrían relacionarse estas dos disciplinas? A través de los signos zodiacales. Al tratarse de prototipos que definían los rasgos psicológicos y conductuales de las personas, fueron considerados por Jung como “arquetipos”.

Conciencia

Para Jung, la conciencia es el conocimiento de nuestras ideas y pensamientos y el efecto que estos pueden tener en nuestra conducta. Mientras las personas permanezcan en este estado, podrán diferenciar las situaciones buenas y malas; además, sentir culpa o remordimiento por sus acciones. 

Teoría

El nombre que suele asignarse a la teoría o metodología de Carl Jung es “psicoanálisis junguiano” o “psicología de los complejos”. 

En este modelo psicológico, Jung plantea que en la mente existen fenómenos individuales (condicionados por las vivencias de las personas) y pensamientos inconscientes colectivos; ambos reprimidos u olvidados por las personas, los cuales pueden retornar a la conciencia a través de los sueños o en patrones de vida.

La terapia junguiana desarrollada por este psicólogo, se basa en la interpretación de estos patrones o “arquetipos” para poder comprender y resolver los conflictos internos de las personas. 

Corriente psicológica

La corriente psicológica perseguida por Carl Jung, fue la analítica. Estas ideas de Jung en cuanto al psicoanálisis, inician cuando surge la amistad entre él y Freud; posterior a la ruptura de esta relación, Jung se dedica a expandir esta doctrina en conjunto con otros colegas y discípulos. 

En el año 1948 en la ciudad de Zúrich, es creada la primera institución de Psicoanálisis de Jung; 7 años más tarde, es conformada la Asociación Internacional de Psicología Analítica.

Dios

La opinión de Carl Jung acerca de Dios fue conocida durante la entrevista del BBC en el año 1959; en ella el icónico psicólogo del siglo XX expresa no creer, sino saber de Dios. Esta respuesta dio origen a múltiples interpretaciones, principalmente la de catalogar a Jung como una persona no cristiana.

En relación a esta opinión, Jung rechazaba las tendencias que solo consideraban verdaderas las cosas que podían ser probadas o percibidas físicamente; por su parte, defendía todos aquellos aspectos oníricos, espirituales o religiosos que no podían ser observados o explicados por completo, pero que tampoco podían ser negados por el mundo físico. 

Demian

Demian es una obra literaria del escritor alemán Hermann Hesse; inspirada en la corriente psicológica de Carl Jung y su teoría de los arquetipos. La trama de esta historia se basa en la transición de la infancia y la adolescencia de Emil Sinclair; un niño que hasta entonces había vivido inmerso en un “mundo correcto”, pero que finalmente decide salir a explorar y encontrar su camino. 

A lo largo de esta narración aparecen diversos personajes que ponen a prueba a Sinclair y lo motivan a cuestionarse; más allá de la función que desempeñan estas figuras en la obra, representan diferentes arquetipos propuestos por la teoría junguiana. 

Cabe destacar que esta obra fue escrita durante una oscura etapa de Hesse, debido a los múltiples que empezaban a producirse por la Gran Guerra y la separación matrimonial de este famoso escritor. 

Esta crisis emocional obligó al autor a asistir durante un largo periodo a las sesiones del Dr. J. B. Lang, donde descubrió las herramientas del psicoanálisis que le permitirían volverse consciente de los aspectos psicológicos que lo atormentaban. 

Posteriormente, en el año 1917, Hesse tuvo la suerte de conocer en persona a Carl Jung; quien además de convertirse en su terapeuta, fue el motivo de inspiración de una de sus obras más reconocidas. 

Definición de personalidad

Según Carl Jung, la personalidad estará estructurada de acuerdo a los principios psicológicos que se expresen con mayor intensidad en el individuo. En esta teoría, Jung considera que el pensamiento y el sentimiento son funciones racionales de nuestra mente; mientras que la sensación y la intuición, son conductas irracionales. 

La manera en la cual sean combinadas estas cuatro funciones psicológicas, podrá dar origen a alguno de los ocho tipos de personalidad definido por Jung.  

Gnosis

Desde muy temprana edad la vida de Jung estuvo marcada por una estricta conducta religiosa y experiencias oníricas inexplicables. Años más tarde, se introduciría en el mundo del espiritismo a través de lecturas y sesiones. Estos acontecimientos serian importantes para el desarrollo de la teoría analítica, pero también despertaron el interés de Jung por el Gnosticismo, la ciencia que estudia lo oculto.

Inconsciente colectivo e individuación

Por el camino único y múltiple de la imagen, el hombre penetra progresivamente en los círculos que lo conducen hacia el centro de su ser interior. El primero que se encuentra es el de la » persona » (en latín, es la máscara del actor). Este término designa aquí al carácter social que, si tiene la utilidad y el carácter esenciales de una prenda, muy a menudo corre el riesgo de ocultarnos nuestra naturaleza individual.

Entonces es necesario enfrentar e integrar » la sombra», parte de nosotros mismos constituida por nuestros defectos y los productos de la función psicológica menos diferenciada. Sin embargo, la sombra tiene un significado más amplio y también puede designar el inconsciente como un todo.

En efecto, todo lo que no ha entrado en la luz de la conciencia aparece Jung aplica a la inmersión en las sombras la expresión de » muerte voluntaria » que toma prestada de Apuleyo hablando de los misterios de Isis. Más allá de la puerta estrecha, uno emerge en » una inmensidad sin límites, un indeterminación inaudita «.

Con la entrada en este océano infinito de energía antes del individuo, Jung da un paso que Freud no se había atrevido a dar. A diferencia del inconsciente personal, lo llama inconsciente colectivo. Su exploración no está exenta de peligros: las energías que luego irrumpen en la conciencia inundan el ser, como un diluvio.

Estamos asistiendo a un » descenso del nivel mental » que puede llegar hasta la disolución de la conciencia durante la cual el psicólogo ocupa, gracias a la transferencia, el lugar de un Ego sustituto. Los contenidos del inconsciente colectivo, sus modos de manifestación son los arquetipos. Más que estructuras preformadas, son las virtualidades formativas (potencialidades) las que dan forma a la materia indiferenciada proporcionada por el flujo de energía psíquica.

Son dinamismos puros que se presentan en formas sumamente variadas, pero todas ellas contienen una fuerte carga emocional. Esta carga es a la vez positiva y negativa: el arquetipo es al mismo tiempo el factor indispensable de la evolución interior y, a través de la fascinación que ejerce, un poder captador, un formidable » ogro «. La vida de todo el hombre está dominada y, por así decirlo, magnetizada por los arquetipos. Los más poderosos de ellos son, sin duda, los de los padres.

El ánima es en grado supremo el poder que arranca al hombre de su universo relacional. Es por eso que a menudo aparece en primer lugar como la seductora, la creadora de líos. Ciertos tipos de ánima permanecen así puramente negativos y alienan por completo al que implican.

Pero, poco a poco, la armonía nace del caos: el ánima muestra su rostro de iniciadora. La integración del anima en el hombre, su contraparte del animus en la mujer, conduce a la realización interior del andrógino mítico. Como todo lo que pertenece al inconsciente colectivo, los arquetipos no están separados entre sí por límites estrictos. Hay relaciones entre ellos, contaminaciones, pasajes. Se manifiestan no solo al interior, sino también en forma de situaciones en las que el acontecimiento exterior está en correspondencia con un dato psíquico.

El arquetipo debe considerarse como un factor (no psíquico sino «psicoide «), en el que podemos ver el puente que conecta el mundo interior y el mundo exterior. Da forma tanto a la psique como al continuo espacio-tiempo.

La aparición del inconsciente colectivo y sus mensajes al frente de las preocupaciones contemporáneas constituye para Jung la forma en que la naturaleza se esfuerza por resolver un gran problema: el prodigioso desarrollo de la conciencia clara ha tenido como contraparte la puesta en marcha. del alma, de lo irracional, relegado al rango de residuo de la época mitológica. El intelecto ha usurpado el lugar del espíritu creador y éste no debe buscarse más arriba, como una llama, sino en las profundidades donde se encuentran las aguas, como atestiguan los sueños de muchos hombres hoy.

Los mejores triunfos de la ciencia no pueden compensar esta pérdida del alma. El hombre, una vez solo consigo mismo, se siente en un estado de La neurosis, escribe Jung, es el sufrimiento de un alma que ha perdido su significado. La individuación conduce al retiro de proyecciones. El hombre despoja al mundo exterior de su poder de fascinación y logra la autonomía. La ley arbitraria del yo y de las influencias externas es reemplazada por una regla interna.

El nuevo centro llamado Yo se encuentra más allá del Yo que ocupa la posición de un satélite en relación con él. Al comparar los símbolos del Sí mismo y los que expresan la divinidad en las religiones y los mitos, Jung concluye que el Sí mismo es idéntico a la imagen de Dios en el alma …

Desde 1948 en Zúrich existe un instituto CG JUNG que ofrece formación a los profesionales. La escuela de Jung tiene representantes en todo el mundo.

De qué murió

Jung pasó sus últimos días de vida en su casa en Zúrich; ya le costaba ver y hablar, por lo que se mantenía en su dormitorio. Finalmente la tarde del día 6 de junio de 1961, tuvo fin la vida de Carl Jung a causa de una embolia y accidente cerebrovascular. 

Hijos

Carl Jung tuvo 5 hijos con su esposa Emma Jung, una prestigiosa escritora suiza: 

  • Gret Baumann (1906 – 1995)
  • Helene Hoerni (1914 – 2014)
  • Franz Jung-Merker (1908 – 1996)
  • Marianne Niehus (1910) 
  • Agathe Niehus (1904) 

Película

“Un método peligroso” es una producción cinematográfica de origen canadiense inspirada en la vida y obra de Carl Jung, la cual fue estrenada en el año 2011.  El elenco principal de este drama psicológico estuvo conformado por: Viggo Mortensen, Michael Fassbender, Keira Knightley y Vincent Cassel; actores que revivieron una importante época de la vida de Jung, sus primeros años en el mundo de la psiquiatría en el hospital Burghölzli y su relación con Sigmund Freud.

Leer también: Psicología del color azul, cómo impacta en los estados de ánimo; Ética y psicología; Aristóteles psicología

Share via
Copy link
Powered by Social Snap