Categorías
enfermedades

Pruebas de detección de cáncer colorrectal

Pruebas de detección de cáncer colorrectal. Si tiene un riesgo promedio de cáncer de colon y desea iniciar el examen a los 45 años, el ACS enumera varias opciones de evaluación. Además de la colonoscopia, estos incluyen otras pruebas de imágenes, así como también pruebas no invasivas que buscan signos de cáncer en las muestras de heces.

Si el resultado de cualquier prueba es anormal, el ACS (American Cancer Society) recomienda hacer un seguimiento con una colonoscopia para descartar cáncer.

Las pruebas basadas en materia fecal se deben tomar con más frecuencia, al menos cada año o cada tres años, según la prueba. Las opciones incluyen

  • Prueba inmunoquímica fecal altamente sensible (FIT)
  • Prueba de sangre oculta en heces a base de guayaco altamente sensible (gFOBT)
  • Prueba de DNA de heces múltiples (MT-sDNA).
  • Los exámenes visuales recomendados por el ACS incluyen
  • Colonoscopia, recomendada cada 10 años
  • Colonografía por TC (colonoscopia virtual), recomendada cada cinco años
  • Sigmoidoscopia flexible (FSIG), recomendada cada cinco años.
  • Cuándo detener la detección
    El ACS brindó orientación sobre cuándo dejar de realizarse el cribado del cáncer de colon. Específicamente:

Las personas sanas con una expectativa de vida de 10 años o más deben continuar las pruebas de detección de cáncer de colon hasta los 75 años.

Las personas de 76 a 85 años deben hablar con su médico sobre los riesgos y beneficios de las evaluaciones y si continúan.

Las evaluaciones de cáncer de colon deben detenerse cuando una persona alcanza los 85 años.

Sopesando los riesgos y beneficios

La mejor manera de navegar estas nuevas recomendaciones, incluido el asesoramiento para comenzar el cribado del cáncer de colon a los 45 años, es tener una conversación con su médico.

Tenga en cuenta que si bien puede haber un número creciente de casos de cáncer de colon en los estadounidenses más jóvenes, el cáncer de colon en este grupo de edad es aún raro, dice ella. Y la detección en sí misma puede traer riesgos además de inconvenientes. Someter a personas que no están en alto riesgo a una prueba que sí tiene efectos secundarios debe considerarse cuidadosamente.

Las colonoscopias, por ejemplo, requieren que se tome un día libre del trabajo, y el proceso de prueba en sí puede provocar efectos secundarios como la deshidratación y, en raras ocasiones, una complicación grave como la perforación del colon.

Leer también: Cáncer de colon, diagnóstico, diagnosis ; Cáncer de Colon, tratamientoSíntomas de cáncer de colon, intestinal

Por Angel Eulises Ortiz

Blogger, curioso de los temas médicos, la salud, el bienestar, como curar las enfermedades y todo tipo de cuestiones que tengan que ver con el cuerpo humano y la armonía del organismo